lunes, 30 de marzo de 2009

Rin Ran o Ajo Papa

  • La receta de hoy es ideal para "sopar", por lo que es imprescindible tener a mano un buen pan de pueblo al horno de leña, y un mejor juego de muñeca para no desperdiciar ni una sola "migaja".
  • El Rin Ran o Ajo Papa, como se le conoce en muchos rincones del Parque Natural de Cazorla, Segura y Las Villas, es un plato tradicional de la provincia de Jaén, si bien en otros muchos puntos de nuestra "Piel de Toro" sobre todo de los pueblos serranos, sencillamente lo bordan cada uno a su estilo. De echo, existen variantes de este plato cocinadas sin bacalao.
  • Su nombre proviene del gesto de dar vueltas a la mezcla, llamando Rin a una vuelta y Ran a la siguiente y así sucesivamente. Otra variante y ésta bien antigua, contempla la posibilidad de sustituir el bacalao por chorizo.


Ingredientes:
  • 1 kg. de patatas
  • Pimientos secos, de esos que se ven colgados en las ventanas de las casas de los pueblos y que también reciben por nombre "ñoras" o "pimientos choriceros"
  • Bacalao salado desmigado
  • Aceite de oliva virgen extra de Jaén
  • Aceitunas al gusto, negras o verdes
  • Un huevo duro
  • Ajo y cebolla (opcionales)
A guisar:
Se cuecen las papas peladas y rotas en gajos junto con los pimientos secos el tiempo suficiente para que las patatas estén tiernas pero sin llegar a romperse. En un cazo aparte se cuece el huevo.
Una vez cocidas las papas y los pimientos "choriceros" se escurren y se pasan por el pasa puré de manivela de los de toda la vida o por un mortero, según te guste la textura de la patata tipo puré o con algún que otro tropezón.
A continuación se añade el bacalao "desmigao" que habremos desalado en agua desde la noche anterior (recomendable cocer en agua unos minutos aunque depende del gusto de cada uno) y vamos poniendo aceite de oliva virgen extra a nuestro gusto. Removemos bien todo el conjunto para mezclar los ingredientes. Adornamos con el huevo duro y las aceitunas.

Sopa "quema grasas"

Este tipo platos tiene una finalidad básicamente depurativa y diurética y se puede realizar de vez en cuando para limpiar el organismo, sobre todo si despues de unas fechas como las que se avecinan, nos hemos excedido, como suele ser bastante habitual.




Ingredientes:

  • Una cebolla grande
  • Un pimiento verde
  • Una rama de apio
  • Repollo o col
  • Una lata de tomate triturado de 1 Kg o su equivalente en tomate natural
  • Aceite de oliva virgen extra de Jaén
  • Sal y pimienta (se puede poner una pastilla de caldo)
  • 1 1/2 de agua

A guisar:

En una olla se le incorpora la cebolla pelada y cortada a cuartos, el apio, el pimiento verde cortado a tiras, un trozo de repollo, el tomate triturado, y un chorrito de aceite de oliva.

A continuación cubrimos de agua todos los ingredientes, salpimentamos y tapamos la olla y se deja cocer a fuego lento durante unos 20 o 25 minutos. Cuando esté cocido se tritura todo hasta hacer la crema más o menos espesa según gustos.

Featured Posts