martes, 31 de marzo de 2009

Marmitako

  • Este plato es un guiso de los de cuchara, típico de la cocina marinera vasca, que se fraguó por la necesidad de los pescadores que tenían que usar para comer los restos de los pescados que habían sido preparados para enviar a las conserveras.
  • Su nombre proviene de la palabra "marmita" que es el recipiente donde se preparaba el guiso marinero a bordo de los barcos en los que el cocinero disponía de los restos del pescado, unas patatas y poco más. estos eran los recursos de los que disponía para mantener contenta y bien alimentada a la tripulación.
  • Con el paso del tiempo, la receta se ha ido perfeccionando y enriqueciendo con otros ingredientes que dan infinidad de variantes del plato si bien, lo importante es que el pescado que decidamos utilizar quede siempre jugoso. Su sencillez a la hora de elaborarlo y el resultado final del mismo lo hace uno de los platos vascos más preparados en todas las casas marineras o no.

  • Bonito, mero, atún, caballa, bogavante... cualquier ingrediente nos vale para elaborar este espectacular y contundente plato.

Ingredientes:

  • 1kg. de bonito o atún
  • ½ kg. de patatas
  • 1 vaso de aceite de oliva virgen extra de Jaén
  • 1 cebolla grande
  • 1 pimiento verde
  • 4 pimientos choriceros
  • Caldo de pescado
  • Sal

A guisar:

Poner al fuego una cazuela de "barro colorao" de Bailén con el aceite de oliva virgen extra de Jaén y cuando esté caliente echar la cebolla y el pimiento verde, finamente picados, rehogar durante unos cinco minutos y antes de que se doren, se echan las patatas rotas en dados, se mezcla todo, se cubre con el caldo de pescado y se deja hervir a fuego lento hasta que las patatas estén casi cocidas, momento en el que echaremos el bonito cortado a tacos.

Dejamos cocer un par de minutos más manteniendo el hervor a fuego lento. Por último, cogeremos los pimientos choriceros y los pasamos por el pasapurés y lo añadimos a la cazuela y dejar que hierva ya con el fuego cortado y el calor que mantiene el barro de la cazuela. Espolvoreamos con perejil bien picadito y listo para servir.

Featured Posts